fbpx

Todos los procesos productivos son susceptibles a la mejora y a ser optimizados. Es por eso que conocer metodologías que permiten hacer esto en poco tiempo, con recursos óptimos, compromiso de los equipos y claridad en los objetivos resulta fundamental hoy para las organizaciones.

La mejora de procesos es la tarea pro-activa de identificar, analizar y mejorar los procesos de negocios existentes dentro de una organización. La finalidad es optimizar y cumplir con nuevas cuotas o nuevos estándares de calidad. 

¿Qué es la mejora de procesos en el desarrollo organizacional?

La mejora de procesos juega un papel clave en el desarrollo organizacional. Consiste en hacer más efectivas las tareas y procesos de la organización. Los procesos pueden modificarse o complementarse con sub-procesos o incluso, pueden involucrar la eliminación de procesos para alcanzar mayor productividad en todas las áreas. La mejora del proceso es una práctica continua y siempre se debe seguir con un enfoque tangible de mejora en cada área. Cuando se implementa con éxito, los resultados se pueden medir en la calidad del producto, la satisfacción del cliente, la lealtad del cliente, el aumento de la productividad, el desarrollo de las habilidades de los empleados, la eficiencia y el aumento de las ganancias. El resultado final puede medirse igualmente con un retorno de la inversión (ROI) más grande alcanzado en un menor tiempo. La mejora del proceso es una característica clave de muchos productos de software que ayudan a la automatización de tareas. Una vez que los procesos se ejecutan a través del software, los gerentes y ejecutivos de procesos pueden ver dónde se necesitan mejoras dentro del proceso al observar los tiempos de finalización y ejecución de cada tarea.

Seis estrategias para mejorar procesos

1. Definir procesos.
Los mapas de proceso proporcionan la base de cómo se realiza el trabajo y los conocimientos sobre lo que se puede hacer para mejorarlo. Al definir y desplegar procesos de negocios sólidos, una organización involucra a sus empleados de una manera valiosa, distribuyendo la responsabilidad y definiendo claramente las tareas de cada quien en el proceso.

2. Mejorar la experiencia del cliente.
Detrás de cada cliente insatisfecho existe un proceso de negocio roto. La mejora de la experiencia del cliente comienza por alinear los procesos de negocios internos para ofrecer mejores resultados a los clientes finales. Al estudiar sistemáticamente a los clientes, una organización puede construir procesos de negocios sólidos que satisfagan sus necesidades de manera consistente.

3. Reducir los costos.
Al comprender los factores que determinan los costos, una organización puede mejorar la efectividad de sus costos. Estos costos provienen de cuatro áreas básicas que incluyen: insumos, conversión, personas y gastos generales de apoyo. Cuando las organizaciones operan a través de procesos comerciales sólidos, los costos de los bienes y servicios se vuelven transparentes, lo que facilita una mejor visibilidad de los procesos.

4. Mejorar la eficiencia del proceso.
La eficiencia define la medida en que un proceso se realiza en relación con su potencial total. La mayor eficiencia se logra al entregar una mayor producción de bienes y servicios en relación con los activos requeridos para ese propósito. Las organizaciones menos eficientes operan en desventaja competitiva.

5. Mejorar la productividad de los recursos.
Las organizaciones adquieren activos con el propósito expreso de utilizarlos para producir ganancias. La productividad de esos activos se deriva de la proporción de productos producidos por el proceso en relación con los recursos necesarios para producir esos productos. Los activos incluyen personas, herramientas y equipos, instalaciones, tecnología de la información y propiedad intelectual. Pocos miden realmente la medida en que los activos sirven a su propósito previsto.

6. Reducir el tiempo de respuesta.
Al comprender los procesos de negocios que producen y entregan productos y servicios a un cliente satisfecho, una organización puede analizar sistemáticamente el tiempo y las actividades detrás de la creación de valor. Al eliminar las tareas y el tiempo sin valor agregado, cualquier organización puede reducir drásticamente los tiempos de ciclo. una organización que desarrolle una capacidad consistente para brindar una respuesta más rápida disfrutará de la prefenrencia de los clientes.

 La solución de Hitos

Curso sobre “Design Thinking – Procesos Productivos”.

Objetivos de nuestro curso

Este taller está diseñado para entrenar a personas en organizaciones para que puedan llevar a cabo sesiones de Design Thinking con diversos equipos dentro de la organización y así lograr la optimización de procesos productivos específicos.

Temario

  • Habilidades del Design Thinking.
  • El estado mental en Design Thinking.
  • Las 5 etapas del proceso.
  • Identificar las necesidades de los clientes.
  • Creatividad aplicada – generación del concepto del producto.
  • Diseño de servicios y experiencia del cliente.
  • Análisis financiero.
  • Revisiones de proyecto – cómo dar seguimiento.

Particulares

Dirigido a: Equipos multifuncionales que quieran liderar la innovación de procesos productivos. Individuos que quieran aprender la metodología para aplicaciones diversas.

Duración: 8hrs

Grupo Máximo: 20 personas

Suscríbete a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

 

Mantente al día en el mundo del liderazgo, gerenciamiento y coaching. Recibe nuestro newsletter con información, noticias y eventos relevantes para llevarte a un nuevo nivel de desempeño.

Te has registrado exitosamente!